Entramos al mes de abril y cuando deberíamos estar concentrados en planificar nuestras clases (que dicho sea de paso es un trabajo no pago) somos miles de docentes los que vemos peligrar nuestros puestos de trabajo y cientos de miles los que vemos depreciarse nuestros sueldos con las sucesivas “propuestas” del gobierno de Vidal que no son más que tomaduras de pelo.

El cierre de los Bachilleratos para adultos (BAO)

Las clases para los que trabajamos en bachilleratos para adultos comenzaron más que movidas. Es que en marzo se comunicó de forma confusa (adrede) el sistema de bachilleratos de adultos dependiente de la dirección de secundaria, aquel que mejor nivel educativo tiene en cuanto a oferta para adultos, iba a desaparecer.

En un principio se hablaba de cuestiones de cupos, los agentes del gobierno aducían que eran pocos los estudiantes de los BAO poniendo las leyes mercantiles por sobre los derechos educativos adquiridos. Es que como hemos dicho más de una vez, ninguna “restructuración de recursos” puede estar por sobre el legítimo e inalienable derecho a formarse cómo y dónde uno decida. Pero aun dentro de la lógica de la cantidad de chicos que se forman en el sistema hay una trampa real en el análisis. Es que si bien es cierto que hay un número bajo de estudiantes en los BAO, esto debe ser comparado con ofertas de menor calidad educativa como el Fines y los CENS. Estas modalidades que transforman la formación en un “como si”, que son semi-presenciales y que someten a los docentes a formas de trabajo precarizadas, han ido incrementando su matrícula en pos de los bachilleratos y muestran que la idea de fondo del gobierno que tanto habla de calidad educativa es ni más ni menos que profundizar la precarización educativa y laboral, por lo que en lugar de fortalecer la mejor oferta educativa la quieren cerrar por decreto y obligar a estudiantes y docentes a ir a lugares de menor calidad educativa y con menos derechos laborales. En este sentido cabe mencionar que las direcciones sindicales (principalmente la Celeste de SUTEBA) han alentado la creación y el crecimiento de programas como el Fines, priorizando la defensa a una iniciativa que fue lanzada por el gobierno kirchnerista ante la defensa de los derechos laborales que esta oferta educativa precarizadora vulnera.

En este proceso cargado de incertidumbre, que ya lleva más de un mes, el gobierno a través de inspectores y afines han ido presionando a las instituciones y sus directivos para que cesen a los docentes de los primeros años de los BAO y de aquellos cursos que cierran de 2do y 3ro. Sólo la resistencia de docentes autoconvocados, donde participamos activamente con la Lista Gris Carlos Fuentealba, mantienen sin definición la situación, ya que las direcciones sindicales lejos están de presentar verdadera batalla al gobierno, y en línea con el resto de las direcciones burocráticas de los sindicatos le dieron aire al gobierno de Macri y sólo hacen actividades inconexas que no llevan a ningún lado, pero que los muestra “luchando” hacia las bases docentes.

La maniobra de dejarle el nombre y cambiar el contenido

 

En el camino de resistencia que se ejerció desde los autoconvocados y la Multicolor, con muchas desigualdades entre los distritos (diferencias que no responden directamente a quien dirige el principal sindicato, sino al grado de bronca que generó la medida según el distrito), el gobierno intentó una movida táctica de engaño diciendo que dejaba abierto los BAO pero que éstos pasaban a depender de la dirección de adultos, con lo que se perdían varios puestos de trabajo (preceptores, bibliotecarios, vicedirectores, etc.) y se precarizaba la educación de quienes eligen la oferta de los BAO, dado que los programas pasarían a ser los de los CENS y los mismos estudiantes dicen que luego los títulos de CENS y Fines no les sirven para buscar trabajo. Es decir, la trampa es dejar la cáscara de los BAO y transformarlos en CENS en los hechos. Esta es la situación  en la que nos encontramos al momento, docentes autoconvocados resistiendo con asambleas, ruidazos, cortes y movilizaciones y una dirección sindical que hace la plancha y “lucha” sólo de forma legal ante medidas del gobierno que se dan de facto y no  través de las leyes.

El Caballo de Troya de las “aulas de aceleración”

Dentro del paquete de medidas de ajuste del macrismo la educación pública parece ser una de las elegidas como prioridad. Y hablamos de educación pública estatal, ya que la misma gobernadora Vidal dejó bien en claro que quiere privatizar la educación de hecho, y hay que decir que sus palabras van muy en concordancia con las constantes acciones destructivas que llevan adelante con la educación pública estatal, cuyos cambios no afectan nunca al ámbito de educación privada que encima subsidia el Estado.

El plan de destrucción de la educación pública del gobierno de Macri y Vidal se hace bien visible cuando uno mira en perspectiva la aplicación de las nuevas “aulas de aceleración”. ¿Qué son las aulas de aceleración? Se preguntan muchos. Bien, ni más ni menos que la reducción de 3 años en 1 para los jóvenes de 15 a 17 años que hayan repetido. Pero traen más sorpresas dentro, por una parte cuesta mucho entender cómo se mejoraría la calidad educativa reduciendo 3 años en 1, y más viniendo de un gobierno que sostiene que el gran problema de la educación es el ausentismo docente, incoherencia pura en pos de destruir la escuela pública…  por otra parte significa precarización laboral ya que las aulas aceleradas no sólo reducen puestos de trabajo (2 de cada 3 docentes que darían clases en el ciclo básico perderían sus horas a la larga) sino que son a ciclo cerrado, es decir de marzo/abril a noviembre, sin vacaciones y sin continuidad al año siguiente. A esto debemos sumarle que los puestos de trabajo no se eligen escalafón docente en acto público, sino que se hace a través de la meritocracia, donde un grupo confecciona una lista de posibles postulantes al cargo y luego éstos presentan proyectos, todo bien PRO… pro destrucción de los derechos laborales. A esto, como si fuera poco, se le puede sumar el hecho de que sólo se van a abrir estas aulas si se llega a 15 estudiantes…

Si hasta ahora le cuesta entender cómo se puede con estas medidas hablar de mejorar la calidad educativa, como hace el gobierno, pensemos un segundo el tema de las aulas de aceleración en perspectiva. Estas son lisa y llanamente un ataque a la educación secundaria común. Así como con los Fines fueron vaciando los BAO, las Aulas de Aceleración son el Caballo de Troya que quieren meter para vaciar la educación secundaria y después ir cerrando cursos. Decimos “después” en el sentido de la táctica de las AA, ya que en la actualidad están cerrando cursos en algunas escuelas por “falta de matrícula”, mientras que no abren un solo curso en aquellos lugares donde hay superpoblación estudiantil.

¿Cómo frenamos la ofensiva antieducativa de Macri y Vidal?

El tema de los BAO está en etapas de definición, y si bien cada vez se hace más difícil torcerle el brazo al gobierno que cuenta con la complicidad en los hechos de las cúpulas sindicales, este proceso nos dejó, y nos sigue dejando, muchas enseñanzas. La bronca de una parte de las bases docentes le permitió hacer una experiencia distinta a la que muchas veces han hecho con la burocracia. Muchos compañeros vieron en los hechos cómo actúan las direcciones sindicales y cómo actúan aquellos que creemos que al gobierno no se lo puede derrotar discutiendo entre cuatro paredes, sino que el camino es que los docentes tomen los problemas en sus manos y se organicen para poder derrotar al gobierno en las calles. En este camino también son muchos los que entendieron la importancia de la herramienta sindical en manos de los trabajadores y no de burócratas de escritorio que priorizan sus intereses a los de los trabajadores.

En todas las luchas que vienen es importante sumar más y más compañeros para que hagan esta experiencia y se organicen. Por eso desde la Lista Gris Carlos Fuentealba invitamos a todos los docentes a hacer la experiencia organizándose con nosotros para lograr que se vuelvan a utilizar los métodos históricos de los trabajadores para defender sus derechos y terminar con las burocracias que sólo piensan en mantenerse en sus sillones de privilegio. Hagamos como Fuentealba y luchemos por la educación de los pibes y por nuestros derechos como trabajadores.

 

Lista Gris Carlos Fuentealba


RECHAZAMOS LA NUEVA PROVOCACIÓN DE VIDAL

 

Hoy los docentes asistimos a una nueva provocación del gobierno provincial, que continúa ofreciendo un 15% con sumas en negro que incluyen el presentismo y material pedagógico. Sumas que no irán para los jubilados, sumas que buscan que los docentes no hagamos paro y demos clases enfermos.

Por eso mañana hay que parar masivamente y marchar a la gobernación, para frenarle la mano a Vidal. Pero somos conscientes de que esto solo no alcanza. Hay que construir un plan de lucha que incluya paros y marchas. Exigimos que el FUD deje las medidas aisladas y ponga a discusión en asambleas en todas las escuelas un verdadero plan de lucha para ganar.

 

LISTA GRIS CARLOS FUENTEALBA

Dejanos tu comentario!

  • IzquierdaWeb