Temas: ,

Estatales de la provincia de Buenos Aires

Lo que está en juego en esta paritaria es ni más ni menos que el intento del gobierno para que el ajuste lo paguemos los trabajadores. Los estatales venimos de dar pelea en este sentido, pero sin embargo los gremios afines al kirchnerismo como el mayoritario UPCN y los moyanistas nucleados en Fegeppba aceptaron una propuesta miserable, garantizando así que pase el ajuste y la estabilidad del gobierno.

ATE rechazó la propuesta del gobierno y continúa con su plan de lucha. Desde Estatales Clasistas venimos planteando que la lucha estatal se debe sumar a la histórica huelga docente, llamando a movilizar con los docentes en marchas multitudinarias, como la que se hizo el pasado 17 en La Plata. Sin embargo, la dirección de ATE se niega. Si siempre los estatales tomamos la paritaria docente como referencia, este año la lucha de las maestras abre la posibilidad real de romper el techo salarial de Scioli y Kristina.

ATE continúa con su plan de lucha divisionista, llamando a paros y movilizaciones sin confluir con quienes están a la cabeza de la lucha contra el ajuste. Acorde a esta política que aísla a la vanguardia estatal -recordemos que ATE es un gremio minoritario- llama a plenarios de delegados donde solamente pueden hablar los delegados. Los trabajadores afiliados -ni hablar ya los que no están afiliados- no tienen voz ni siquiera cuando llegan con mandatos de asamblea. Desde estatales clasistas venimos denunciando y exigiendo a nuestro gremio el llamado a asamblea de trabajadores afiliados y no afiliados para decidir entre todos el plan de lucha del conjunto de los estatales para que triunfen los docentes, conflicto que se encuentra en horas decisivas ya que Baradel ha dejado entrever que con un 31% para todos levantaría el conflicto. “Si ganan los docentes, ganamos todos” es una consigna para todos los trabajadores, pero centralmente para los estatales. Sin embargo, ATE nuevamente se negó a ir al Palacio Pizzurno el 26 y ¡llama a movilizarnos solos a la casa de la provincia de Buenos Aires en Capital, al otro día, el jueves 27!

Conflicto en la Secretaría de Derechos Humanos

En esta coyuntura se desarrolla la lucha de los trabajadores de la Secretaría de Derechos Humanos de la Provincia, quienes venimos en conflicto desde el año 2010 por una bonificación que permita alcanzar un salario igual a la canasta familiar. Cuando asumió la actual gestión de Kibo Carlotto se sorprendió con nuestros sueldos de 4.000 pesos y se comprometió a garantizar la supuesta bonificación. Pero lo que no comprendió el actual secretario es que la bonificación es la forma que encontramos los trabajadores de recomponer el salario de todos los trabajadores de la secretaría. Kibo Carlotto quiere imponernos la bonificación escalonada estableciendo diferencias entre los compañeros (de primera y de segunda) a discreción de los directores, usándola como una extorsión y atentando contra nuestro derecho a huelga, en sintonía con los dichos de Mariotto  (que quiere declarar a la educación pública como un servicio esencial, para romper la huelga docente que está a la cabeza de la lucha contra el ajuste) y el defensor del pueblo Bonicatto, responsable de judicializar la protesta.

Y no sólo eso, Kibo Carlotto no sólo quiere dividir al conjunto de trabajadores sino que va por más: nos quiere quitar 1000 pesos de nuestro salario (que bajo la forma de horas extras hemos obtenido gracias a la lucha de todos estos años); es más, se da el lujo de contratar al personal de limpieza por la mitad de nuestro sueldo (2.300 pesos), pero cínicamente les da la bienvenida a la planta de la Secretaría. Lo que queda claro es que Kibo Carlotto dice defender y promover los derechos humanos, pero descarga el ajuste sobre los trabajadores recortando nuestro salario mientras saluda la política de derechos humanos del gobierno de Scioli y Casal promoviendo el vaciamiento de la Secretaría.

Desde Estatales Clasistas sostenemos que esta lucha particular se enmarca en la pelea de los trabajadores en general para que la crisis no la paguemos los trabajadores. Por eso mismo, sostenemos la necesidad de confluir con la lucha de los docentes, movilizando como lo hicimos el pasado miércoles en La Plata, junto a otras juntas opositoras a la actual conducción de ATE.

Maika, Estatales Clasistas

Dejanos tu comentario!

  • IzquierdaWeb