El pasado 16 de abril el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli, a través del Ministerio de Trabajo, se comprometió a liquidar todos los salarios adeudados a mas de 700 docentes de Tigre para el 21 de abril. Motivo por el cual una asamblea realizada al día siguiente de la promesa decidió por mayoría levantar las medidas de fuerza votadas en asamblea el día anterior (cabe recordar que desde la Lista Gris planteamos no levantar las medidas ya que no confiamos ni un poco en el gobierno). Llegado el 21 de abril lamentablemente cientos de docentes seguían sin cobrar mientras que se les pagaba a otros en cuentagotas intentando dividir de esa forma la lucha. Es decir, que un amplio sector de trabajadores de la educación en Tigre ¡SEGUIMOS SIN COBRAR!, incluso varios de los que cobraron no han recibido la totalidad de la deuda que tenía el gobierno para con esos docentes.

 

La “buena voluntad” de un trabajador debe ser la lucha por lo que le corresponde

 

El argumento de la directiva de Tigre para levantar las medidas de acción fue: “Si bien no confiamos en el gobierno, ni en el Ministerio, ni en el Subsecretario Gustavo Sendra, queremos demostrar la buena voluntad de nosotros para negociar”.

Si bien el argumento del por qué levantar las medidas desde el punto de vista racional, a simple vista parece lógico, no lo es desde el punto de vista de las tácticas políticas. Por eso aquí queremos profundizar en un aspecto, a nuestro entender fundamental, que es cuáles son las primeras enseñazas que tenemos a partir del levantamiento de las medidas.

Como bien dijimos, desde la Lista Gris Carlos Fuentealba, “estábamos a favor de continuar con las acciones votadas en asamblea, y no levantar la permanencia pacífica en la Jefatura Regional VI, porque no depositamos ni un gramo de confianza en el gobierno, ni en el Ministerio, ni en la Justicia burguesa. No porque tengamos “la bola de cristal” sino porque hemos aprendido de las enseñanzas prácticas y teóricas, de las dos grandes luchas de los últimos tiempos como fueron Gestamp y Lear, las cuales se dan en una coyuntura nacional e internacional que denominamos recomienzo histórico, donde una nueva generación obrera y estudiantil está haciendo una nueva experiencia en la lucha de clases profundizando sus métodos de lucha.

La docencia, por su parte, está cargada de una alta dosis de legalismo, que viene a colación de su formación y del papel que se le otorga desde la sociedad. La toma de la Jefatura, el corte de Panamericana y las vías del tren fueron medidas progresivas que fueron rompiendo con ese “legalismo” hasta llegar a naturalizar por parte de algunos docentes estas medidas. El levantamiento de las acciones y el llamado implícito a confiar y el explícito a “mostrar buena voluntad” es un claro retroceso en el proceso de radicalización del accionar de muchos docentes que no volvieron a la lucha. Lo lamentable de esto es que no partió de un natural cansancio de los docentes, sino como propuesta de una directiva Multicolor.

 

¿Cómo sigue la cosa?

 

Ahora nos referiremos más detenidamente a analizar cómo continúa la pelea que estamos dando los docentes de Tigre, la continuidad de las medidas de fuerza, y un pequeño balance sobre la Multicolor en general e intentaremos responder el siguiente interrogante: ¿por qué no se extiende al resto de la provincia el conflicto? Por último, analizaremos el rol de la burocracia Celeste, tratando de responder otro interrogante: ¿cómo continuamos la lucha por nuestras reivindicaciones y la lucha por la escuela pública?

 

Para comenzar repasemos las acciones luego del incumplimiento del sciolismo y Nora De Lucía: el día 21 de abril, los docentes de Tigre nos volvimos a reunir en asamblea, en la puerta de nuestro sindicato, donde de conjunto discutimos cómo continuar la lucha luego de la traición, donde entre los diferentes puntos discutidos estuvo naturalmente el balance respecto al levantamiento de la toma, al que ya hemos hecho referencia (SoB N° 328). Además se discutió y resolvió un paro distrital  de 48 hs. (jueves 23 y viernes 24) y la continuidad de la retención de servicios por parte de aquellos docentes que no habían cobrado. También se votó el 23 cortar nuevamente Panamerica y el viernes una movilización a La Plata con los SUTEBAs Multicolor a la Dirección General de Cultura y Educación (DGdCyE) y la exigencia a SUTEBA Central de que llame a un paro provincial. Por otra parte, se votó continuar con el fondo de huelga en los diferentes lugares de trabajo, para generar solidaridad entre distintos sectores de trabajadores, y lógicamente que para que los docentes que no cobran puedan vivir y no sea un impedimento para seguir la lucha.

Los paros de los días jueves y viernes fueron de gran acatamiento. El problema aquí no reside en que Tigre paró contundentemente, sino en cómo hacemos para que se sume el resto de la provincia y no quedar aislados en la lucha, porque, hay que decirlo, el no cobro no es exclusivo de Tigre, sino que ocurre en toda la provincia. No fue sólo la “suerte” de Tigre sino que todos/as las/os docentes somos variables de ajustes.

Pero la lucha de Tigre logró de alguna manera romper el cerco mediático cuando el día 23 la cara de piedra Nora De Lucía tuvo que hacer declaraciones escandalosas respecto a los docentes de Tigre. Tuvo el caradurismo de decir que el conflicto se había resuelto hacía 15 días cuando el mismo gobierno había firmado un acta hacía 6. Miente, miente, que algo quedará… Les recordamos que “Norita” es la misma que dijo años atrás por cadena nacional que los docentes cobrábamos mas de $ 40 mil. Pero más escandaloso aún es que dicha ministra de Educación no sabe cómo funciona la administración provincial de la cual está a cargo, responsabilizando a la Secretaría de Asuntos Docentes (SAD de Tigre) por el no cobro de nuestros haberes.

Además es falso lo que dice en cuanto a que sólo los afectados son suplentes, porque muchos de los titulares y provisionales estamos sin cobrar; esto nos indica que no importa la situación de revista (tipo de cargo) sino que es un ajuste al conjunto de la docencia y al pueblo trabajador.

Con un cinismo propio de la clase dominante, el gobierno y sus distintos funcionarios cómplices, intentan que los docentes seamos blanco fácil para cerrar las paritarias a la baja y encima intentan darse el lujo de NO PAGARNOS, y seguir gastando millones y millones en campaña electoral.

Por otro lado, como decíamos el día viernes docentes de Tigre, en conjunto con las otras seccionales Multicolor nos movilizamos a la DGdCyE para que nos den una respuesta respecto al no cobro de nuestras horas trabajadas. La respuesta fue que algunos cobrarán el 8 de mayo, otros posiblemente en junio y otros no se sabe. Por lo tanto, los docentes no sólo cobramos el “aumento” arbitrario salarial (que mes a mes se lo come la inflación) sino que además, cual electrodomésticos, cobramos en cuotas. ¡UNA VERGUENZA!

Para finalizar, si bien hubo una cierta “baja” en la participación de la asamblea por la traición del gobierno y la táctica equivocada de la dirección, los docentes seguimos de pie tratando de sumar a más compañeros/as a la lucha, porque es nuestro derecho tener un salario digno, un salario igual a la canasta familiar, y el cobro inmediato de los salarios adeudados. Por ello en la asamblea del día 27/04 entre varios puntos votados, se resolvió: el día 30/04 fomentar el paro provincial, exigiendo a la burocracia que pare con el conjunto de las seccionales Multicolor y una movilización a Capital, entre otras medidas menores.

Lamentablemente al cierre de esta edición nos llega la noticia de que el paro no se realizará en algunas seccionales Multicolor y que la movilización a Capital está en veremos aún. ¿Qué le sucede a la Multicolor? Es un tema a desarrollar en otras notas, pero lo cierto es que en conjunto no está cumpliendo con las expectativas.

 

Baradel: ¿podés ser tan burócrata y traidor?

 

No queremos cerrar esta nota sin referirnos al rol cobarde y traidor de la burocracia Celeste.

El primer reflejo que tuvo esta burocracia ante el conflicto no fue la solidaridad con los docentes y la denuncia al gobierno provincial, sino que inauditamente culparon del no cobro a la Multicolor de Tigre… Sí, leyó bien, de repente la responsabilidad de pagar los sueldos no es de la patronal sino de los sindicatos, ese es el nivel de descaro que tiene la Celeste con tal de continuar su trabajo de agente de campaña de Scioli.

Hay que decir que a medida que el conflicto se extendía y su argumentación hacía ruido hasta dentro de la propia Celeste fueron afinando el lápiz y con falsos argumentos salieron a atacar nuevamente los métodos de la clase. “Estamos a favor de los alumnos” y por ende, en contra de los paros, “estamos a favor de todos los trabajadores”, por eso estamos en contra de los cortes de rutas y avenidas. La burocracia hace así uso del “sentido común” de una parte de la comunidad para que se vuelva en contra de los docentes y así continuar con su “reinado burocrático”. Es que si los métodos asamblearios se naturalizan y se extiende la radicalización su existencia no tiene sentido de ser. Por eso no dice que los docentes tuvimos que radicalizar nuestra lucha porque ni el gobierno nacional, ni provincial, ni el Ministerio de Educación, ni por supuesto él mismo, hicieron nada para que los docentes cobremos nuestro salario y tampoco han hecho nada para cambiar las condiciones paupérrimas en la escuela pública.

Seguiremos llamando a la Celeste a la lucha, pero mientas tanto en lugar de esperar sentados, seguiremos luchando con nuestras armas democráticas.

Si vos querés ser parte de esta lucha sumáte a la Lista Gris Carlos Fuentealba y peleemos juntos por una educación pública, gratuita y de calidad para todos.

 

Lista Gris Carlos Fuentealba – Regional Norte

 

Dejanos tu comentario!

  • IzquierdaWeb