Ya han pasado dos meses del 18 de diciembre en donde los trabajadores y el pueblo le dijeron no a la reforma previsional, aunque con su victoria pírrica el gobierno macrista salió debilitado. Aunque no ha sido derrotado y ahora viene con los aumentos a los servicios, al trasporte, junto al aumento del dólar hace que nuestro salario real se vea reducido, y por eso propone un techo del 15%, cuando todos los economistas dan una inflación del 25% para el año, en la paritaria una verdadera burla hacia todos los trabajadores.

El 14 de febrero la Unión Ferroviaria, dirigida por Sasia, uno de los favoritos del macrismo para manejar la CGT, volvió a traicionar a los trabajadores firmando un nuevo convenio flexibilizador, que no fue consultado a ningún trabajador, en donde se reducen la cantidad de especializaciones de 323 a 103, en donde cada trabajador estará presionado para que cumplan más tarea que antes no le correspondían abriendo la puerta a futuros posibles despidos, como los que ya están sucediendo en Ferrobaires, donde despieron a más de 1000 compañeros provocando el cierre de los ramales del interior, dejando a muchos pueblos sin comunicación, o el miedo de cierre del área de brigadistas, en donde ya están tercerizando su trabajo.

Además el nuevo convenio reducirá las categorías pasando de las 12 categorías a 8, en donde supuestamente se reflejará la meritocracia de cada trabajador, una falsedad por donde se lo mire. Entre estas nuevas categorías se pone la idea del aprendiz el verdadero corazón de la flexibilización, ya que durante un año se pondrá a los nuevos trabajadores a trabajar por 12.800 pesos, un salario de por sí menor que la canasta básica.

Esto es un claro ejemplo de qué tipo de gremios son los que busca el macrismo que haya, entregadores de los trabajadores que avalen despidos, en donde la burocracia firmó un preacuerdo del 1,5% de aumento por tres meses para ver en marzo si firma una paritaria a la baja.

El 21F movilicémonos contra los despidos y el ajuste

Tras la entregada de varios gremios de la CGT y el gran descontento popular, la CGT entró en crisis. Un sector de ésta llamó a movilizar, esto fue tomado por sectores de trabajadores despedidos como los trabajadores del Posadas o los mineros de Río Turbio, para aprovechar la medida para poner en pie sus intereses, por eso fue que en el Encuentro del Hospital Posadas se puso en pie marchar con una columna independiente de la burocracia para marchar contra los despidos y el ajuste.

-Por un convenio debatido entre todos los trabajadores ferroviarios, en defensa de nuestros derechos.

-Contra los despidos en Ferrobaires, por un sistema ferroviario nacional bajo control obrero y de los usuarios.

-Por una paritaria que supere la inflación.

Víctor Rafael, corriente sindical 18 de Diciembre

Dejanos tu comentario!

  • IzquierdaWeb