PARA FRENAR LOS ATAQUES DEL MACRISMO A LOS TRABAJADORES Y A LOS DDHH

POR ERIC “TANO” SIMONETTI

Se vienen las elecciones de octubre y la sensación entre los trabajadores es de creciente malestar. El gobierno de Macri es ajuste y más ajuste. Los salarios siguen cayendo, la inflación sigue creciendo y aumentan los despidos. Se trata de un Plan Económico de ataque a los derechos sociales y de beneficio a los más ricos. Y no sólo eso. Es un ataque también a los que salen a resistir estas políticas, como la desaparición por parte de la Gendarmería de Santiago Maldonado. Un hecho gravísimo que nos sacudió como sociedad pero que nos encontró con un gobierno que no hace más que encubrir su responsabilidad política en el hecho.

Para después de las elecciones el gobierno prepara un nuevo ataque a los trabajadores y el pueblo. Quiere impulsar una reforma anti-laboral y una reforma anti-educativa al servicio de los empresarios y el mercado. En lo laboral, quieren imitar la reforma que hizo Brasil que consiste en un aumento de la jornada de trabajo, la posibilidad del despido sin aviso ni indemnización, la reducción de los derechos en los convenios colectivos, la quita de días de vacaciones, etc. Y en lo que hace a la reforma en educación, Macri quiere convertirla en un negocio permitiendo el ingreso de empresas en el sistema educativo. Y a los estudiantes los quiere transformar en mano de obra barata para que en el último año del colegio en lugar de estudiar vayan a trabajar gratis para alguna empresa.

Frente a esta situación muchos políticos se dicen opositores. Pero cuando vemos en el Congreso, el peronismo de Massa, Randazzo y el FpV le votan las leyes de ajuste. Cristina Kirchner también critica el ajuste de Macri, pero en los hechos hace poco y nada para combatirlo. Sólo le dice a los trabajadores que la voten pero está lejos de luchar contra las medidas neoliberales y anti-pueblo del macrismo. Ninguna de estas variantes políticas son alternativas para los trabajadores, las mujeres y los jóvenes.

En La Plata el Intendente Garro vino a decir que iba a cambiar la Ciudad. Pero en su lugar no hizo más que aplicar el ajuste de Macri en nuestra región. Desde que asumió lo único que hizo fue aumentar la pobreza a más del 30% de la población; y el desempleo que llegó a más del 10%, siendo uno de los más elevados del país. Al mismo tiempo siguen aumentando los alquileres, la luz, el gas y el transporte… Esta no es la Ciudad que queremos, donde la especulación inmobiliaria se lleva millones de dólares y los trabajadores empeoramos nuestras condiciones de vida.

Desde Izquierda al Frente por el Socialismo planteamos que hay que darles la espalda a los candidatos del macrismo y del peronismo, que gobiernan para los empresarios. Necesitamos una alternativa política que represente a los de abajo, a los que todos los días trabajamos y hacemos un gran esfuerzo para llegar a fin de mes. ¡Una alternativa de los trabajadores, las mujeres y la juventud!

Dejanos tu comentario!

  • Nuestra Prensa – SoB 442

  • Suscribite para recibir las novedades y comunicados del Nuevo MAS

  • en esta edicion