Roberto Navarro: Estamos con Manuela Castañeira y con Martín Bayón ¿cómo están?

Manuela Castañeira: ¿Cómo estás Roberto? Buenas noches.

R.N: A ver, yo tengo para mí que la izquierda debería crecer en este momento en el país por una cuestión que dicen los libros de la política, si hay una fuerza muy de derecha, no de centro derecha, debería generar un efecto del otro lado, vamos a ver que dice la gente. Los medios le dan mala prensa a la izquierda ¿no? Una primera pregunta Manuela.

M.C: Los medios le dan un poco de mala prensa a la izquierda, te digo que también los que le dan mala prensa a la izquierda son las direcciones sindicales tradicionales, hacen campañas muy sucias, les meten muchas ideas muy negativas a los trabajadores y a la sociedad en general de lo que es la izquierda pero la verdad es que no conocen, la izquierda en nuestro país ha crecido muchísimo porque es un país muy movilizado, con mucho debate político, con avidez, con juventud comprometida, con mucha expresión social en la calle, es el país del Argentinazo y del #NiUnaMenos, bueno, estuvimos hablamos en marzo, en lo que fueron las jornadas de marzo, de abril, de mayo, de junio, todos los meses hay grandes movilizaciones y de ahí nos conoces. Entonces, creo que estamos en un momento donde hay una gran vacancia política. Hoy a la tarde estuve en Wilde, le mando un abrazo a toda la gente que se acercó que estuvimos charlando las propuestas, lo primero que me decían es la bronca que hay contra el gobierno, gente que incluso lo votó, pero al mismo tiempo después dicen me dicen que no pueden volver atrás, no pueden volver a kirchnerismo porque las heridas están muy abiertas, porque tuvieron 12 años de gobierno, una gran posibilidad para cambiar las cosas y no lo hicieron.

R.N: Decime una propuesta que vos harías si tuvieras el poder de llevarla adelante…

M.C: Para los trabajadores, nuestro Plan B que tiene como primer medida el aumento del 35% del salario e impuesto a los patrones. Argentina es el quinto país evasor en el mundo de empresarios en materia impositiva. Prohibición de despidos y suspensiones, estatización de fábrica que quiera cerrar. Al mismo tiempo el problema del mal llamado impuesto a las ganancias en la cuarta categoría, el impuesto al trabajo, eliminación de ese impuesto y cargas patronales. Lo que no dicen los candidatos que hablaron antes de todas las propuestas lindas que se escuchan es cómo las van a hacer y nosotros le hablamos claro a la sociedad, le decimos que hay que sacarles a los empresarios, hay que sacarle a los patrones, alguien las tiene que pagar y tienen que dejar de ser los de abajo, tiene que pagarla alguien y tienen que ser los de arriba. Eso no lo dice Cristina, Massa sin duda tampoco lo dice, no lo dijeron los candidatos anteriormente y nosotros queremos mostrar que ese programa es posible y queremos ir al Congreso a defender hasta el final eso porque además somos los que unimos las partes, unimos la gente que está afuera, que está luchando, que la pelea, acompañamos esa experiencia con la experiencia del Congreso adentro, que es lo que no está haciendo porque hoy en día se vio con todo lo que se votó que está de espalda a lo social.

RN: Eso te iba a preguntar Martin Bayón ¿por qué un Congreso en que es minoría claramente el gobierno de Cambiemos, sin embargo, la verdad es que salieron muchas leyes que acompañaron todo ese proceso?

Martín González Bayón: Bueno, Roberto, eso es importante porque es curioso. Realmente es minoría, como partido es una minoría que no podría haber aprobado ninguna de las leyes que se aprobaron por su sola fuerza. Lo que pasa acá es que Macri y Cambiemos representan los intereses más profundos de los de arriba, como dice Manuela, de los empresarios y en el fondo las otras alternativas que escuchamos recién también representan distintos sectores de los empresarios. Cuando se pelean hay a veces fuertes discusiones, que las hemos visto, pero al final hay una profunda coincidencia en los intereses. Entonces, puede haber mucho humo y el parlamento a veces sirve para que se nuble la vista de mucha gente, pero al final cuando hay que votar…

RN: Ahora, una crítica que se le hace justamente muchas veces en la Argentina a la izquierda justamente es eso, que todo es lo mismo y que es lo mismo un gobierno que dio la Asignación Universal por Hijo y la jubilación al 99% de las personas a los ’90 donde el 50% no tenía jubilación…

M.G.B: Es que no es necesariamente decir que son lo mismo para decir que en última instancia defienden un modelo de Argentina que es igual. Todos defienden un modelo de Argentina que es capitalista, todos defienden una Argentina que es de los empresarios, la gran diferencia que si tienen entre ellos es esa Argentina de los empresarios cómo tiene que ser y por esa diferencia se matan.

R.N: Si yo te pregunto un modelo, un país que vos dijeras “yo quisiera que Argentina se convierta en este país en este momento en el mundo”, existe lo que vos pensás de cómo debe ser en algún lugar, Manuela…

M.C: Hay que construirlo. Hay experiencias históricas muy importantes. Yo lo voy a reivindicar porque vengo de esa tradición política, el único país del mundo que le sacó a los empresarios y le dio a los trabajadores fue la Revolución Rusa, la que lo hizo hasta el final, y la han bastardeado en su trayectoria y este año que además estamos en los 100 años de la Revolución Rusa, la voy a reivindicar porque a diferencia de un montón de gente no miento en campaña, esto es lo que somos, esto es lo que pensamos y tenemos esas convicciones pero si les quiero decir a la gente y a todos los que nos miran y nos siguen que tenemos que dejar de conformarnos con lo menos malo, con lo posible, porque como vengo de la juventud, del movimiento de mujeres, hoy estuve hablando con muchos pibes de 16 años que votan por primera vez y una de las primeras cosas que les dije es “votes lo que votes que nadie te diga que no podes seguir lo que pensás, tus convicciones y que no nos convenzan que hay que mirar para abajo y conformarse con la desigualdad y la explotación”. Yo miro Argentina y miro el mundo y qué hay: pobreza, desigualdad y te digo la verdad Roberto, esa pobreza no empezó hace 15 meses, esa desigualdad no empezó hace 15 meses, el kirchnerismo pudo cambiar mucho más y se quedó hasta la mitad porque está demostrado que si no vamos hasta el final no vamos a poder cambiar esas cosas. Entonces, lo que yo le quiero decir a toda la juventud, a las mujeres y a los trabajadores es que hay que pelear por una sociedad diferente, esa sociedad hay que construirla y que tenemos un montón de fuerza para hacerlo. Entonces, ¿es lo mismo o no es lo mismo? Lo más importante es que nadie nos diga que hay que conformarse con lo menos malo y para eso me parece que la izquierda tiene que hacer una campaña fuerte.

R.N: Hay una alianza en este caso, siempre se dice que la izquierda está toda dividida, esta vez no…

M.C: Bueno, me sale la sonrisa porque es un tema que realmente siempre me ha preocupado, me han escuchado hablar mucho del tema de la fragmentación de la izquierda, es triste esa situación…

R.N: ¿Viste la derecha que ordenadita que es, que los tipos no se dividen nunca?

M.C: Si, más o menos, están bastante divididos también, pero la izquierda si necesita como en las luchas nos encontramos tenemos que también empezar a encontrarnos un poco en las elecciones, eso es una limitación.

R.N: Acá me dice el productor que lo que más está midiendo en un programa que mide mucho es la izquierda, atención porque puede haber un voto escondido…

M.C: ¡Lo va a haber! Porque la gente está cansada de lo mismo, está cansada de las mismas caras que se cambian de partido diciendo que son algo diferente y son lo mismo, los políticos profesionales muy cómodos en su sillón, muy calentitos y no saben lo que está pasando en las calles.

R.N: Ahora, hay en el ciudadano alguna cosa de conformismo, yo escucho ahora, algún taxista me lo dice “y, bueno, por ahí vivíamos demasiado bien” …

M.C: No me pasó, la verdad es que yo me choco con la bronca…

R.N: A mí me lo dijeron, está bien que me ven a mí y me quieren pelear, me quieren discutir, pero me lo dicen. Quiero decir que las propuestas tuyas dicen que los dirigentes políticos tienen que estar delante de la sociedad, pero no tanto….

M.C: A mí me parece que no hay que despegarse, que el problema es que si vos sos millonario y vivís de una manera distinta, vos te despegas de la realidad que decís defender…

R.N: Mucha gente no debe saber cómo fue Rusia, se estatizaron los bienes de producción, es decir, las empresas, los campos todo era del Estado…

M.C: Se les sacó a los patrones, es una cosa más profunda, no solo era una estatización, sino que hubo un control obrero, eso es muy distinto a cualquier estatización a la que estamos acostumbrados. Ahora, después esa propuesta terminó mal porque estuvo el estalinismo que burocratizó todo, se despegó de la sociedad….

R.N: No, no, está bien, además, no es esa tu propuesta, pero digo desde que nacemos nuestros padres, en el colegio, nos van acostumbrando al sistema, es muy difícil proponer algo distinto…

M.C: Es difícil pero justamente en este momento en el mundo hay una discusión, Roberto, se ve en todos los países. Lo que pasa con elecciones que parece que están cantadas y de pronto se dan vuelta porque hay un malestar con el capitalismo, hay un malestar con la pobreza permanente, con la desigualdad permanente. Entonces, hay un cuestionamiento al capitalismo y la izquierda se tiene que poner las pilas y pasar al frente. Hablando de lo de frentes, que justo no te terminé de contar eso, hay dos frentes de izquierda en la Argentina, dos frentes nacionales, nosotros tenemos la alegría de haber constituido el más nuevo que es Izquierda al Frente por el Socialismo. En mi caso voy a encabezar la lista de diputados en la Provincia de Buenos Aires, Martín va a dar la pelea en la Ciudad de Buenos Aires en la candidatura de Primer Legislador.

R.N: ¿Cuánto se supone que tienen que sacar para que entre un diputado?

M.C: En la Provincia de Buenos Aires alrededor del 3% pero primero hay que pasar las PASO en agosto, tenemos muchas expectativas…

R.N: A ver, y si vos me tenés que contar qué diferencia hay con el otro espacio que van a las PASO, viste que de lejos todos se parecen, pero las diferencias deben estar sino estarían todos juntos…

M.G.B: Bueno, nosotros hemos tratado desde hace muchos años ver si podemos conformar un solo frente de izquierda donde esté toda la izquierda argentina. Tengo que ser honesto, nunca pudimos conseguir que nos digan por qué hay un solo frente de izquierda, cada 3 o 4 meses les mandábamos una carta, ahí están los compañeros a quienes respeto mucho, pero jamás nos han podido decir por qué tenía que haber un solo frente. Mi lectura es que han apostado a las PASO, quizás pasaban ellos solos y al final apropiarse de un voto de la izquierda que es muy amplia, pero al final por el sistema de las PASO que nosotros siempre hemos dicho que era proscriptivo y además porque no dejaba elegir al ciudadano plenamente, sino que le imponía trabas legales para que al final se tenga que elegir entre menos opciones. Nosotros creemos que eso ha sido un profundo error, por eso los hemos criticado siempre y por eso hemos constituido otro frente, con otra fuerza como los compañeros del Movimiento Socialista de los Trabajadores que tampoco han podido ser integrados nunca y ahora vamos a dar una pelea junto a un montón de trabajadores. Además, entendemos que la izquierda se está renovando y hay que dar un nuevo impulso, nosotros nos hemos planteado con ese objetivo, hay que darle nueva energía a los jóvenes, un país donde los jóvenes no tienen futuro, donde no se pueden proyectar, es un país que no se proyecta por eso cuando nosotros te planteamos que tenemos un Plan B decimos que primero hay que poner los intereses de los trabajadores y hay que defender los intereses de los más jóvenes, los trabajadores más jóvenes son los más explotados, son los que peor la pasan porque tienen trabajos precarios, porque no tienen derechos laborales, porque además permanentemente se vive una angustia que es no poder ver si vas a poder formar una familia, si vas a tener trabajo cuando se te venza el contrato dentro de 3 meses o 6…

M.C: Si te podés ir de la casa de tus padres, los pibes de 20 años que quieren tener independencia y no la pueden lograr.

R.N: Olvidate, antes uno decía “no podemos comprar una casa” ahora “no podemos alquilarla”…

M.G.B: Es terrible esto, no poder proyectar la vida de una persona, si un joven en un país no puede proyectarse entonces estás diciendo que no hay futuro para el país.

Dejanos tu comentario!

  • IzquierdaWeb