En el momento en que escribimos estas líneas, nos llegan los últimos resultados de las elecciones a diputados provinciales de La Rioja. En un contexto de cierta polarización entre el peronismo y el macrismo, con un PJ triunfante, la izquierda acaba de hacer una gran elección en la provincia de La Rioja. El primer dato de importancia es que Cambiemos, luego de triunfar cómodamente en los días del ballotage, acaba de ubicarse en tercer lugar con amplia diferencia, rozando apenas el 20% de los votos en la capital provincial. El FPV y sus “candidatos de Cristina”, por su parte, tuvo resultados políticamente insignificantes.

Hablando de la izquierda en particular, tuvo en general un espacio un poco mayor al de las PASO de 2015. La izquierda clasista creció en porcentajes globales y cantidad de votos en una provincia en donde todas las fuerzas tenemos una inserción incipiente a pesar de nuestra importante participación en las luchas estudiantiles, de trabajadores y del movimiento de mujeres. Este primer dato es ciertamente prometedor.

Hacia el interior de la izquierda, la mayor novedad es la emergencia de Izquierda al Frente por el Socialismo que conformamos desde el Nuevo MAS junto a los compañeros del MST, que se erigió como primera fuerza de la izquierda independiente superando al FIT en su primera elección. Este es un resultado inédito e histórico para nosotros. No sólo eso sino que nos ubica cómodamente por encima del 1,5% que necesitaríamos en agosto para superar el piso proscriptivo de las PASO. Nuestra joven regional riojana ha superado una gran prueba que nos coloca en condiciones de avanzar en nuestra inserción entre los trabajadores y sectores de vanguardia. A su vez, es claro que la apuesta a la unidad con independencia de clase es una política que obtiene grandes resultados.

Ahora tenemos por delante dos tareas. La primera, prepararnos para la campaña hacia agosto y dar la pelea por superar el piso de las PASO en las elecciones a diputados y senadores nacionales. Nos encontramos claramente en otra situación para quebrar el piso proscriptivo después de esta elección, la primera que consagra a Izquierda al Frente como una alternativa real en la vanguardia. La segunda, apoyarnos en estos resultados como una herramienta para construir nuestra regional y nuestro frente no sólo en las elecciones sino en las luchas, para pararle la mano al ajuste de Macri, los peronistas y los radicales. Esta es sin duda nuestra tarea más estratégica e importante.

Resultados provisorios de las elecciones legislativas:

PJ= 25,01%
Frente Encuentro por La Rioja= 19,60%
Cambiemos= 19,15%
Frente para la Victoria= 2,51%
Izquierda Al Frente por el Socialismo= 1,90%
FIT= 1,61%
Frente Riojano de Organización Popular= 0,99% 

María Paula Abarca, referente del Nuevo MAS La Rioja

 

Dejanos tu comentario!

  • IzquierdaWeb