A TODOS LOS COMPAÑEROS:

Ante los hechos que son de público conocimiento y que involucran al trabajador Verón, esta comisión interna se vio conmocionada como la totalidad de los compañeros ante el brutal crimen cometido contra una joven mujer por un compañero de trabajo.

Ninguna circunstancia puede justificar tal accionar. Condenamos este atroz femicidio que dejó a dos niños huérfanos y a una familia destrozada. Esta comisión interna se declara contra toda violencia hacia las mujeres y llama a la reflexión a todos los compañeros. Ninguna violencia de género es justificable, ni física ni psicológica, es decir, malos tratos ni golpes.

Hacemos nuestra la consigna que movilizó a millones en nuestro país: Ni una menos.

Comisión interna de Pilkington

Dejanos tu comentario!

  • IzquierdaWeb